Luis Alberto Domínguez, un padre que, con su criterio, enriqueció la Constitución (+ Audio)

Hace unos meses, durante los debates del Proyecto de Constitución, desarrollado por los trabajadores de la Dirección General de Infraestructura y sus direcciones adjuntas, el abogado Luis Alberto Domínguez partió para su intervención de los Fundamentos Políticos de la Constitución, insistiendo en los derechos individuales de los ciudadanos.  Hoy, a solo unos días de aprobar la Carta Magna, siente que con sus intervenciones, como jurista y padre de familia, contribuyó a mejorarla, al pedir que se transformara el artículo 74:

 


ARTÍCULO 74. El Estado, la sociedad y las familias tienen la obligación de proteger y asistir a las personas con algún tipo de discapacidad. El Estado garantiza las condiciones requeridas para su rehabilitación o el mejoramiento de su calidad de vida”.

 


Hoy, Luis Alberto lo ve transformado en el texto definitivo de la Constitución.


“ARTÍCULO 89. El Estado, la sociedad y las familias tienen la obligación de proteger, promover y asegurar el pleno ejercicio de los derechos de las personas en situación de discapacidad. El Estado crea las condiciones requeridas para su rehabilitación o el mejoramiento de su calidad de vida, su autonomía personal, su inclusión y participación social”.


Luis Alberto argumenta.
“El artículo 74 no incluía a esos niños que terminaban sus estudios en las escuelas especiales y luego no había ninguna institución que se hiciera cargo de su rehabilitación, ni tampoco podían vincularse a una asociación de discapacitados, porque es una discapacidad intelectual y es lógico que no puedan estar en la ACLIFIN, por ejemplo, que tiene que tener un impedimento físico, por lo que esos niños quedaban marginados. No debe ser la familia la única responsable, necesitamos de la ayuda del Estado”.


Su reclamo parte de la experiencia de su familia. Su hijo Anders, “El Pocho” con una lesión estática en el Sistema Nervioso Central y Síndrome del Espectro Autista, terminó su etapa escolar hace unos años, y no tiene un espacio para socializar.


“Alina, su madre, es trabajadora como yo, no tenemos con quien dejar a Anders en casa y muchas veces lo tenemos que llevar para el trabajo. Como se siente encerrado no puede canalizar, gastar las energías acumuladas en las cuatro paredes del hogar, viendo la televisión. Eso lo altera, lo pone un poco agresivo y otras veces hemos tenido que llevarlo al policlínico porque le sube la presión. No tiene ninguna forma de ser útil para la sociedad y tampoco para él como persona, que no puede expresar todo sus sentimientos”.


Los espacios de socialización, como lo fue la escuela y ahora lo es el trabajo de sus padres, la emisora Radio Jaruco, le hacen bien.
“ Hoy no podemos hablar de Anders como un clásico autista. El trabajo que desarrolló la Escuela Especial Camilo Cienfuegos, la ayuda de los médicos que lo atendieron en los distintos hospitales, la familia que tanto apoyó… Todos tuvimos un papel fundamental en Anders para que hoy sea ese joven que tenemos tan cariñoso y se relacione con todo el mundo, pero eso puede retroceder”.


Y Luis Alberto insiste:


“El artículo 74, como ya hice referencia, que hoy es el artículo 89 de la Constitución ahora habla de que también el Estado debe garantizar la rehabilitación y mejorar la calidad de vida de estas personas que presentan esta discapacidad. Ahora está regulado en nuestra ley de leyes. En el Proyecto, no se manejaba de esa forma como ahora está en el texto definitivo de la Constitución mejorada. Nos facilitará a todas las familias con esta situación que podamos atender mejor a nuestros hijos con discapacidad intelectual, con el apoyo del Estado y esperamos que ahora se trabaje en ese sentido”.


El padre de familia siente que lo que pretendió cambiar se tuvo en cuenta, por eso asegura emocionado.
“El 24 de febrero, mi familia y yo  daremos el Sí por la Constitución”.

 

- Luis Alberto Domínguez, un padre que, con su criterio, enriqueció la Constitución (+ Audio)

Videos


Artículos Relacionados