Casa de ideas, pensamiento y lealtad

Como no hay mejor manera de festejar un triunfo que agasajando a aquellos que lo hicieron posible con su entrega, compromiso y pasión, quiso la Universidad de La Habana (UH) celebrar sus 287 años con el justo premio a esas vidas enteras dedicadas a la docencia y el quehacer científico de su centro. Así, fueron acreedores seis prestigiosos docentes del título de Profesor de Mérito, 18 con la condición Pro­fesor Consultante, así como nueve profesores recibieron la Distinción Frank País de primer grado e igual número la Medalla Pepito Tey.

Una trayectoria en el magisterio de más de cuatro y cinco décadas, la autoría de literatura académica y de artículos científicos publicados en revistas de alcance nacional e internacional, la formación de generaciones de alumnos de pregrado y posgrado, y la obtención de premios y condecoraciones, constituyen algunas de las cualidades que comparten los do­centes reconocidos.

 

Dando una lección de humildad la doctora Martha Pérez Álvarez, de la Facultad de Bio­logía, pionera en el campo de la investigación bioacústica, confesó a Granma minutos después de recibir el título de Profesor de Mérito: “Cuando recuerdo a los profesores que me dieron clases siendo muy joven, siento que no estoy a la altura. Después mis compañeros me dicen ‘pero esta es tu generación y ahora te toca a ti’. Es muy emocionante recibir la más alta condecoración que entrega la academia en un día como este”.

 

El doctor Gustavo Cobreiro, rector de la Ca­sa de Altos Estudios, apuntó en sus palabras las fortalezas de la Universidad, sintetizadas en su profesorado, sus estudiantes, su ciencia de alto rigor, la calidad de la oferta do­cente, el patrimonio artístico, documental y científico que atesora, y sus símbolos y tradiciones. “La fuerza de la universidad está en las tantas ve­ces que se piensa en ella cuando se quiere transformar el presente y edificar un mejor fu­tu­ro”, dijo.

 

Puntualizó además los desafíos a que se enfrentará la academia en este año, entre los que destacó las relaciones internacionales. “La universidad siempre ha desplegado su ac­tividad internacional en los más variados escenarios, no solo con universidades norteamericanas, sino también con las más de 300 instituciones académicas con las que hoy man­te­nemos vínculos de cooperación e intercambio. En todos los casos se ha preservado el respeto a nuestra independencia nacional, nues­tras leyes e institucionalidad. Estos principios se­guirán acompañando como hasta aho­ra nues­tro desempeño”.

 

El doctor Eusebio Leal Spengler, Maestro Mayor del Colegio Universitario San Geró­ni­mo de La Habana y Doctor Honoris Causa de la UH, hizo referencia al enorme caudal histórico que resguarda la institución “permanente de cultura”; así como al concepto de Revo­lu­ción del más insigne de sus graduados, Fidel Castro Ruz, y lo que ha significado para las ge­neraciones de cubanos egresadas de sus aulas, como un “centro de debate, casa de ideas, casa de pensamiento y casa de lealtad”.

 

“Desde Darwin y desde el pensamiento del propio Marx, ya no es posible pensar en una sociedad que sea incapaz de renovarse. Si las aves cambian de plumaje, los reptiles de piel, todo cambia y se junta en la Naturaleza, y todo está sujeto a ella menos el azar, debemos no­sotros observar cómo ha de ser la universidad que queremos hoy, que no es buena por vieja, sino por buena; que tiene su historia anclada en un glorioso pasado, que está además constelado por todos aquellos que creyendo en sus doctrinas sirvieron a Cuba, —la patria primero—, por sobre todas las cosas”, expresó.

 

En el acto por la fundación de la otrora Real y Pontificia Universidad de San Gerónimo de La Habana, estuvieron presentes, además, el doc­tor Rodolfo Alarcón Ortiz, ministro de Edu­­cación Superior; el Doctor Honoris Causa de la UH y miembro del Comité Central del Partido Comunista de Cuba, José Ramón Fer­nández, asesor del Presidente de los Consejos de Es­tado y de Ministros; e Ismael Grullé Pé­rez, se­cretario general del Sindicato Nacional de los Traba­ja­dores de la Edu­cación, la Ciencia y el Deporte.


Autor: Lissy Rodríguez | Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.