Liga de Campeones: Final Madrid-Barcelona, difícil los merengues, inmensos los culés

Por estos días las semifinales de la Liga de campeones del fútbol europeo son el plato fuerte de los aficionados en las calles, por un lado la goleada del Barcelona al Beyerm Munich y por el otro la derrota del Real Madrid a manos de la siempre difícil Juventus de Turín.

 

Del Madrid-Juve decir que estoy entre los que piensan que el Madrid puede ganar aún la eliminatoria por el simple hecho de jugar en casa y por el gol conseguido en tierras italianas, el dos – uno de la ida es un resultado perfectamente remontable para el Madrid que de caer viviría una temporada en Blanco que podría llegar a sacar a Ancelloti del banquillo merengue.

 

La Juve irá al Bernabeu a jugar al más puro estilo italiano, muy probable con línea de cinco defensores,  tres mediocampistas, y sus dos delanteros para aprovechar un contragolpe como bien lo hicieron en el choque de ida. Así le será muy difícil a los merengues por la experiencia y la maestría del viejo catenacho italiano.

 

La vuelta de Pogba en la escuadra turinesa será un aliciente y la de Benzemá para los blancos una esperanza, pero deben conjugarse muchos factores, sobretodo que Garet Bale aporte lo que de él se espera, la duda principal del Madrid será ver en la vuelta al 4-3-3 quien ayudará a Tony Kross en la medular.

 

Un dato, a la Juventud nadie en doce oportunidades le ha remontado un 2-1 en la ida en la Liga de campeones, pero el Real Madrid es el único equipo que ha remontado 4 veces ese resultado de siete posibilidades, por lo que no se puede descartar, ahí está sus historia inmensa para decírnoslo.

 

Por la otra eliminatoria, sinceramente no pensé que el Barcelona consiguiera un resultado tan cómodo a pesar de que el Bayerm Munich es casi otro equipo, las bajas de David Alaba, Javi Martínez quien ha jugado un partido en nueve meses y medio, Frank Ribery y Arjen Rooben hacen lucir a los teutones un equipo de nivel medio para un coloso como el Barcelona.

 

Creo que en esta semifinal se acabó la magia, y ya el Barza es justo finalista, decir que Lionel Messi jugó un partido de genio y que ese segundo gol donde acostó literalmente a Jerome Boateng en la hierba y luego marcó de vaselina con la pierna derecha, demuestran que el astro argentino tiene la magia de los grandes intacta. De este tope poco que decir, en verdad remontar no pasa en serio ni por la cabeza del mismísimo Pep Guardiola, el Barcelona no es el Oporto.

 

Otro punto caliente es la lucha por el pichcihi de la champions ahora Messi con su doblete lidera 10 a nueve en la clasificación a Cristiano Ronaldo y 76 a 75 el liderato histórico de esta competencia, en cuanto a Messi y Cristiano irremediablemente usted halará para uno u otro si es del Barza o del Madrid pero ambos son dos genios cada uno a su estilo, pero sin dudas vivimos la pugna más espectacular del fútbol en mucho tiempo gracias a estos dos enormes jugadores, quienes para mi son los mejores del mundo sin supremacía pues la vida demuestra que es un rato para cada uno pero nunca el otro está lejos del primero.

 

Así que termino la puja Messi y Cr7 son los mejores del mundo y punto. Yo mis amigos sueño con una final Barcelona - Real Madrid, pero antes el Santiago Bernabeu deberá rememorar las noches mágicas de las que presume su historia.

Videos


Artículos Relacionados

Variados