Maceo y Che, siempre junto a nosotros

La historia es muchas veces caprichosa, y otras les regala a los pueblos la alegría de grandes coincidencias, como la que le quiso regalar al nuestro respecto a una fecha, 14 de junio.

 

Estoy seguro que nos son muchas las naciones que han tenido directamente involucradas en su historia a dos hombres inmensos nacidos un mismo día, como son los casos de Antonio Maceo y Grajales (1845-1896) y Ernesto Guevara de la Serna, el Che (1928- 1967)

antonio-maceo-che-guevara

 

Del general Antonio Maceo podríamos decir muchas cosas, fue tanto lo que hizo por esta tierra, siempre con el pecho ante las balas y con el ejemplo como bandera. Maceo fue un hombre completo, un patriota que un día de mayo, el 15, de 1878, supo ponerse su país a los hombros y cargarlo como pocos jamás lo han hecho, para reivindicar el honor de los cubanos y salvar una guerra de 10 largos años de lucha y sacrificio e hizo más, garantizó la continuidad de la contienda bélica sin renunciar a los objetivos trazados, fue en los mangos de Baraguá donde se ganó la admiración del propio general español Arsenio Martínez Campos.

 

Y que decir del Che, argentino de nacimiento y cubano por derecho propio, Ernesto fue un patriota de América, del mundo y de Cuba, fue aquí donde se consagró como verdadero revolucionario, fue en esta tierra donde se consolidaron sus ideales socialistas, y su legado a la humanidad, fue desde Cuba de donde partió a liberar a Bolivia y la América del neocolonialismo en que vivía hasta caer asesinado por defender sus ideas.

 

Los dos, Maceo y Che, incidieron, y aún lo hacen, en nuestra historia, cuando decimos que son ejemplos, es porque sus vidas de total entrega nos guía y son fuente en la que bebemos cuando necesitamos un consejo, una idea.

 

Ambos ocupan un lugar en el altar más sagrado de la historia de Cuba y de América, y sin embargo sentimos que fue tan grande su obra, y su trascendencia que todo mérito y reconocimiento quedan cortos para dos hombres tan sencillos como enormes. El 14 de junio llega para rememorarlos, pero en realidad la fecha del nacimiento de dos gigantes no hace falta para recordarlos, ellos siempre están aquí, junto a nosotros.

Videos


Artículos Relacionados