La segunda vuelta promete

serie-nacional-cubaLa 56 Serie Nacional de Béisbol culminó, al menos de manera formal, su etapa clasificatoria y ahora viene una avalancha de juegos suspendidos o sellados todos ellos fundamentalmente por la lluvia.

 

 

 

La sorpresa negativa y en mayúsculas del evento la eliminación justa de dos equipos historia, los dos más grandes de la pelota cubana, Industriales y Pinar del Río, con 22 títulos entre los dos, pero ellos por su propia incapacidad se lo buscaron, y honestamente ni a Javier Méndez ni a Jorge gallardo le valen las justificaciones, equipo para clasificar entre los ocho tenían, sus plantillas eran mejor que muchas otras.
 
Hasta este minuto seguros se ven Matanzas, con record de otro mundo, increíble lo de los matanceros con Víctor Mesa al frente, 40 victorias de 45 posibles y aún con dos juegos por jugar, y Ciego de Ávila afincado en el segundo puesto.

 

Tras ellos vienen Granma, Holguín, Guantánamo, Villa Clara y Camaguey, y todos ellos, por ejemplo con nominas inferiores a las de Industriales o Pinar, y luego viene sin menospreciar a nadie el equipo de pelota más guapo de Cuba, la Isla de la Juventud, que parece que se va a colar en el play off corto, y el otro que con cinco juegos por jugar aún tiene opciones es Las Tunas, y con Industriales y Pinar encabezando el grupo de los difuntos, siguen Artemisa, levantó muy tarde, Cienfuegos, se quedó sin combustible pero cumplió según lo que tenía, la eterna decepción, el esperpento de lo que fue Santiago de Cuba, y cierran Sancti Spíritus y el abandonado Mayabeque.

 

De toda esta primera etapa me quedo con el juego de Matanzas, espectacular, y muy difícil de igualar por no decir imposible, ahora la segunda vuelta es otra cosa, habrá refuerzos de lujo, pero sinceramente horarios de la tarde aparte, lo más preocupante fue la poca asistencia de público a los estadios, incluso en el Victoria de Girón con la visita de Industriales y un Matanzas en la racha más grande de la historia de la pelota cubana. Y la asistencia de las últimas subseries con equipos jugándose la vida estuvo por el piso, una verdadera lastima.

 

Les debo comentar sobre un pedido de un buen amigo, me dijo: mi hermano hay que hacer una carta abierta para que le cambien el nombre a Industriales, están tirando por tierra un legado histórico” y les confieso la idea me conmovió, y en parte le doy la razón, eso jugadores con su paupérrima actuación esta temporada han dejado mucho que desear, y miles claman por la cabeza de Javier Méndez, otro que peca de pasivo en el banquillo como su antecesor Lázaro Vargas, ahora en las calles habaneras se pide a gritos a un hombre de carácter que meta, así como hizo Víctor con los yumurinos, a los azules en cintura estrecha, y el nombre que se pide a gritos es el de Lázaro de la Torre, y les confieso que a mi me gustaría mucho verlo al frente de la nave capitalina.

 

Ahora eso sí, Matanzas y Ciego no son sorpresas pero hay que felicitar a equipos como Granma, Holguín, Guantánamo, Villa Clara y Camaguey, La Isla, Las Tunas, Cienfuegos que aunque no estará lució bien, no se le podía perder mucho más a nuestro Mayabeque, que perdió tras el primer juego de golpe a primero, segundo, cuarto, y quinto bate, además de a su segundo lanzador en el staff, pero otro equipo que ya debio abandonar el nombre entonces es Santiago, que si no viera no lo creería.

 

La segunda vuelta promete con nombres bien conocidos para reforzar equipos cortesía sobre todo del dúo dinámico Industriales-Pinar, Yosvani Torres, Liván Moinelo, Alexander Malleta, Frank Monthié, Noelvis Entensa, Fran Camilo Morejón, grupo al que se une Miguel La Era, y José Angel García, en fin que hay tela por donde cortar. Esperemos que la segunda vuelta se juegue sin tantas suspensiones pero que sobre todas las cosas, los estadios se vean con público, porque duele jugar a estadio vacío.

 

- Serie Nacional de Béisbol: Mayabeque, a lo mejor para el año que viene
- La Serie 56, poco más de lo mismo

Videos


Artículos Relacionados