Un mensaje de condolencias de Sudáfrica a Cuba

Dos y quince de la madrugada de este viernes 2 de diciembre 2016. Mi teléfono celular sonaba una y otra vez. Ante la insistencia de la persona al lado de la línea y la incertidumbre de saber que sucedía, decidí contestar.


De repente, una voz femenina emitía un mensaje totalmente en inglés, del cual solo pude descifrar, Sentimos mucho la muerte de FIDEL.


Confundida, por no saber quien realizaba esa llamada, pregunté nuevamente ¿Quién habla? Y esta vez, la respuesta llegó claramente en Español: Yaris, es tu amigo Emmanuels.


Emmanuels Phetola Mashapa, no lo podía creer. Mi amigo sudafricano, de las personas de procedencia más humildes de la provincia de Limpopo, graduado en el 2012 como Doctor en Medicina en Cuba, llamaba, para en nombre de su familia dar el más sentido pésame al pueblo cubano por la muerte del Comandante en Jefe.


En una conversación de poco más de dos minutos, Emmanuels, me contó que la voz que escuché cuando descolgué el teléfono, era su  tía Leiza Sarabi, una dama de 74 años de edad, quien reservó por más de dos días el saldo de su celular equivalente a 45 Rand sudafricano, pues insistía en darme personalmente las condolencias por el deceso de FIDEL.


Conmovida por el hermoso y sensible gesto de la familia sudafricana Phetola Mashapa, quedé expectante escuchando el diálogo de Emmanuels.
Relató mi amigo, “… En nuestra casa colocamos un ramo de flores rojas y blancas, junto a la única imagen de FIDEL que teníamos en ese momento, reproducida en el pulóver que con mucho amor tú me obsequiaste…”


Continúa Emmanuels, “…Varios vecinos de la comunidad, también se acercaron a rendir homenaje al Amigo de África. Unos, hacían la habitual referencia del pueblo sudafricano ante la pérdida de un ser querido, de inclinar su torso  ante la imagen de Fidel, otros solo se detenía un instante en total silencio contemplando la estirpe del Gigante… ”


La conversación telefónica con mi amigo sudafricano, Emmanuels Phetola Mashapa, lamentablemente se interrumpió, supongo, porque el saldo del celular de su tía Leiza Sarabi, se agotó.


Hubiéramos hablado de las muchas razones que unen a la República de Sudáfrica y Cuba, a pesar de la distancia geográfica. De la sincera amistad de Nelson Mandela y Fidel Castro Ruz. También de  aquel quince de diciembre de 2013, cuando en nombre del pueblo cubano colocó una flor blanca  ante la tumba de Madiba y juró lealtad eterna a sus ideas.


Aunque mi amigo Emmanuels no alcanzó a decírmelo, estoy convencida que también será leal al ejemplo de Fidel, y lo hará desde su posición de galeno, formado en esta Revolución al calor de los principios de humanidad, solidaridad, desinterés y altruismo.

Videos


Artículos Relacionados