Semana muy activa en la pelota cubana

Muchas noticias transcurridas en la última semana beisbolera en Cuba, primero el Matanzas de Víctor Mesa, que ahora se acogió a un retiro temporal, sucumbió ante Granma, el retador poderoso, y hubo destituciones importantísimas en la pelota cubana, pero vamos por parte.

 

En el deporte el favoritismo precompetencia hay que demostrarlo en el terreno, y eso le faltó siempre a Matanzas durante los seis años que fue dirigida por Víctor Mesa, nunca supo ganar el juego bueno, y Víctor será recordado además de por sus extravagancias e indisciplinas, por ser un director que nunca ganó nada en la pelota nacional, y eso que en las últimas temporadas siempre fue uno de los grandes favoritos. Eso sí su trabajo como entrenador es innegable, Víctor le dio además mucha vida a la pelota cubana, logrando que toda Cuba estuviera pendiente de él, en tiempos sombríos para nuestro deporte nacional, a él le doy gracias por eso…porque, ¿ahora de quién vamos a hablar?

Pero volviendo a la Serie Nacional, Granma venció dos veces en el Victoria de Girón, donde por cierto los cocodrilos levan 4 triunfos y 12 fracasos en post temporada, y llegó a la final y allí….

 

Bueno allí Ciego de Ávila, actual campeón, partía como gran favorito para retener su corona, y su mentor que ha hecho muy repetitiva una frase por estos días, lo hizo primero para atacar a Matanzas y Víctor Mesa, afirmando que estos no sabían jugar play off, y lo volvió a hacer para decir que Granma no sabe jugar estas instancias, le convendría a Roger Machado enterarse a tiempo de que Granma si juega pues ya le ha sonado dos patadas de caballo en la cara a sus tigres, y por otra parte él, Roger, debe demostrar que él, si sabe dirigir play off, pues hasta ahora ha pifiado bastante desde el puesto de mando.

 

Algo siempre dije, Carlos Martí, ese viejito sabio de nuestra pelota, fue por mucho el que mejor se reforzó para esta instancia, redondeó un equipo sin fisuras en el line-up, y muy bueno en defensa, y con tres abridores de calidad, y descartarlos era temerario, están jugando una pelota sin presión, con alegría y eso, eso es lo más importante.

 

Granma manda dos cero, en la gran final y ya tiene la mitad del camino hecha, ahora falta cerrar y eso es lo que podría ser más difícil, además que Ciego no por gusto es campeón y ha sido el mejor equipo de pelota de Cuba en los últimos años, pero ese golpe de autoridad de ganar dos en patio ajeno pone a los alazanes de Carlos Martí en una posición psicológica muy por encima de sus rivales.  

 

Ahora, final aparte, dos destituciones, que no por esperadas, y que llegaron en mi opinión muy tarde, fueron recibidas con agrado por muchos aficionados a los que consulté, tuvieron lugar esta semana, son ellas las de Heriberto Suárez, como Comisionado Nacional de Béisbol y la del señor Higinio Vélez como Presidente de la Federación Cubana de la disciplina.

 

En lo personal sobretodo la sustitución de Higinio me agrada, a la pelota cubana le hace falta y lo he dicho siempre, dirigentes con talento, valientes, que se atrevan a cambiar lo que debe ser cambiado y a ajustar nuestro deporte nacional a los tiempos actuales. Cuba es país de pelota más que de cualquier otro deporte, y rescatar estadios, aficionados y una serie acorde a nuestras posibilidades reales de espectáculo, es el mayor reto de quienes asuman en esos cargos, esperemos que nada siga igual en la pelota cubana y el cambio sea para mejor.

Videos


Artículos Relacionados