Reportan civiles muertos por operación de ejército ucraniano

Kiev, 22 jul (PL) Al menos cinco civiles murieron y unos 16 resultaron heridos a causa de recientes ataques del ejército ucraniano en la región de Lugansk, mientras el Gobierno alista otra movilización de efectivos para la operación militar en el sureste del país.


Los combates en el territorio provocaron víctimas entre la población y destrucciones a la infraestructura urbana, indica un comunicado del ayuntamiento regional.

 

En paralelo, se registraron cruentos enfrentamientos en la región de Donetsk, en la zona del aeropuerto, controlada por las tropas de Kiev, y la estación central ferroviaria.

De acuerdo con la administración de esa otra ciudad, murieron cinco civiles y 12 recibieron heridas por las esquirlas de proyectiles.

 

En los combates en la localidad de Dzerzhinsk, al norte de Donetsk, las milicianas sufrieron siete bajas, pero se estima que las pérdidas fueron mayores entre los armados de la Guardia Nacional.

El mando ucraniano bajo la egida del Consejo Nacional de Seguridad y defensa tiene un plan de tomar por asalto las populosas ciudades de las dos principales regiones orientales.

 

De acuerdo con las autodefensas de Lugansk, se espera un ataque con tanques y otros medios de artillería pesada.

Las unidades regulares bombardearon ayer el centro de Donetsk, los sectores más densamente poblados, con fuego de artillería pesada y los sistemas de cohetes múltiples Grad.

 

Según representantes de la República Popular de Donetsk (RPD) las milicias reforzaron las posiciones defensivas en las áreas de la estación de ferrocarril, el aeropuerto y en puntos de acceso estratégico hacia el centro urbano.

Según la agencia Ria Novosti, el grupo de expertos malasios cayó ayer bajo un intenso bombardeo de la aviación ucraniana, en un recorrido por el lugar de la catástrofe, en una zona controlada por las milicias.

 

Las naves de combate ametrallaron la carretera central por donde transitaban los vehículos de servicio.

En Kiev, el presidente Piotr Poroshenko ordenó a los militares ucranianos suspender las acciones combativas dentro de un área de 40 kilómetros alrededor del sitio de la tragedia del Boeing 777 de Malasia Airlines. Las milicias ratificaron la voluntad de respetar ese régimen.

 

Al mismo tiempo, Poroshenko entregó este martes a la Suprema Rada (Parlamento) un decreto sobre otra movilización de soldados, con el fin de multiplicar las fuerzas que participan en la operación contra Donetsk y Lugansk.

 

Reportes de último minuto confirmaron que los diputados dieron luz verde a la disposición presidencial.

El ministro de Finanzas Alexander Shlapak reconoció que el gobierno deberá "buscar recursos adicionales para la operación militar", debido al agujero en el Fondo de Reservas, desde que comenzaron las acciones a gran escala en el oriente ucraniano, a mediados de abril.

Videos


Artículos Relacionados

Variados