Bainoa también tenía un Conde

Compartir con:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Print this page
Print

Bainoa, esa pequeña localidad del municipio #Jaruco es muy popular en #Mayabeque y en #Cuba por la bajas temperaturas que allí se reportan, por la leyenda del Burro y también porque durante un día en el siglo XVIII fue la capital de la Isla.
Pero lo que muchos desconocen, incluso los nativos de ese terruño, es que Bainoa también tuvo un Conde. Exactamente como se lo cuento: Don Francisco García-Barrera y Montero de Espinosa.

Según copia del expediente original promovido por Don Francisco para la obtención del título nobiliario, que se encuentra en el Archivo Nacional de Cuba, el excelentísimo señor donó 40 caballerías de tierras con ese, fin en mutuo acuerdo con la Corona Española.

En una escritura redactada en la entonces Diputación Provincial de La Habana queda plasmado el compromiso del Señor Francisco García-Barrera y Montero de Espinosa, de que los beneficiarios de dicho donativo serían ciudadanos españoles devenidos colonos, quienes aumentarían la población blanca en la entonces “Hacienda Las Cabezas”.

Sobre el nombramiento de Conde de Bainoa a Don Francisco por el Rey Fernando VII, se manejan tres fechas diferentes, pero todas coinciden en el 1820.
Luego de la muerte del primer Conde de Bainoa en 1861, al año siguiente heredó el título nobiliario su único hijo varón, Manuel García-Barrera y García-Barrera quien lo sostuvo hasta su fallecimiento, cuya fecha se desconoce.

El título fue rehabilitado en España por el monarca ibérico Alfonso XIII en 1915 a favor de Emilia de Piernas y Tineo, siendo esta la tercera Condesa de Bainoa, sucedida por María Pilar García-Briz y Piernas en 1957, heredado posteriormente por José Fernando de Echevarría y García-Briz en 2004, y siendo actualmente el sexto Conde de Bainoa, Javier de Echevarría y Carreres.

Así es, el nombre de ese pequeño poblado de Jaruco sigue haciendo gala de los vocablos indígenas en la nobleza española.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *