Con la misma emoción de 30 años atrás

Compartir con:
Share on Facebook
Facebook
Tweet about this on Twitter
Twitter
Print this page
Print

Aunque ha transcurrido poco más de tres décadas, recuerdo con emoción el día que a mis dos hijos les puse en sus cuellos la pañoleta azul que lo iniciaba como Pioneros.

Lea también : Ingresarán más de 200 niños de Jaruco a la Organización de Pioneros José Martí

En un acto en el que junto a mí, niños y niñas de primer grado de la escuela primaria Raúl Hernández Rodríguez de Jaruco esperaban ansiosos el momento de la entrega, que en Cuba cada 8 de octubre padres y maestros anudan en el pecho la simbólica prenda.

Esa primera etapa de la vida de nuestros hijos marca responsabilidades: ser estudiante y Pioneros José Martí.

Desde entonces expresé con orgullo el camino que debían seguir mis hijos, y hoy, cuando peino canas y guardo esos recuerdos, anhelo ver el rostro feliz de mi nieta Katerin Larrazaleta Trujillo, que este 8 de octubre también recibirá su añorada pañoleta azul.

La primaria Raúl Hernández organiza ya la fiesta, para que los pequeños luzcan en sus cuellos el azul de nuestra insignia nacional, para los que asistamos a ese momento de la vida de los hijos y nietos vivamos esa alegría que en Cuba no se borra en los pequeños.

Hoy cuando las fotos de mis hijos no tienen el brillo del primer día, llegará la de la pequeña Katerin, que con seis añitos sueña con ser bailarina, maestra, cocinera o doctora. ¿Qué profesión elegirá no lo se?, solo se que en este país su futuro profesional está garantizado y que después de lucir la pañoleta azul vendrán otras responsabilidades y que ahí estará su familia para guiar su futuro, también de la mano de sus maestros, algunos de ellos fueron los que formaron a mis hijos.

Este ocho de octubre, mi pequeña Katerin, al igual que Elizabet, Luis, Maikel, Paola, de alguna manera se sentirán que han crecido al dar este nuevo paso en sus vidas, anudar cada mañana para ir a clases la Pañoleta azul.

Silvia González

Periodista

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *