La salud cubana… donde Filipinas busca un referente

Con el propósito de conocer acerca del funcionamiento del sistema nacional de salud, en particular el papel de las instituciones de atención primaria, así como intercambiar con autoridades del ramo, por estos días visita Cuba una delegación de la secretaría de salud pública de Filipinas, presidida por la doctora Paulyn Jean B. Rosell-Ubial, máxima regente de este sector en el país asiático.

 

Como parte de su agenda, ayer la comitiva tuvo la oportunidad de dialogar con un grupo de especialistas del Hospital Clínico Quirúrgico Hermanos Ameijeiras de la capital, ocasión en la que se le explicaron las principales misiones y tareas que cumple esta prestigiosa institución, perteneciente al tercer nivel de los servicios de asistencia médica, pero con funciones también del segundo nivel.

 

Emilio Buchaca, subdirector de Asistencia Mé­dica del hospital, que este año llegará a su XXXIII aniversario, subrayó el importante papel que ha cumplido el centro desde que fue inaugurado, en la introducción y uso de nuevas tecnologías en el país, el desarrollo del trasplante de órganos, tejidos, de cirugías complejas incluyendo las de mínimo acceso, y en el tratamiento de enfermedades cardiovasculares, entre otras áreas.

 

Aclaró a los visitantes que aquí se atienden pa­cientes de todo el país que no habían solucionado sus

padecimientos y dolencias en las instituciones de atención primaria y secundaria de salud, radicadas en sus respectivos municipios y provincias.

 

Buchaca refirió que el hospital cuenta con un servicio de consulta externa. “Cada día como promedio se atienden en nuestras consultas de 1 200 a 1 300 personas y, en general, alrededor de 15 000 per­sonas se ingresan anualmente, y de 19 000 a 20 000 son intervenidas quirúrgicamente. Igual­men­te señaló que la institución dispone de un servicio de asistencia a pacientes extranjeros.

 

El especialista resaltó que además del área asistencial se ha potenciado el desarrollo de la docencia y la investigación. “Aproxima­damen­te 2 000 especialistas se han podido graduar en los últimos años en nuestra institución, médicos cubanos y de otros países no solo del programa de residencia sino participantes en cursos, seminarios y otras modalidades. Por otra parte, hoy estamos realizando más de 300 tareas de investigación a la vez. Todo esto responde al objetivo de formar integralmente a nuestros es­pecialistas en la asistencia, la docencia y la in­vestigación”.

 

En el intercambio, la doctora Paulyn Jean B. Rosell-Ubial, así como sus acompañantes, se interesaron particularmente por cómo se organizaba el sistema de trasplantes, el tratamiento y atención de las enfermedades oncológicas; las fuentes de suministro de los medicamentos y el servicio de asistencia médica para pacientes foráneos.

 

Tras escuchar a los especialistas cubanos sobre estos temas, la secretaria de salud pública de Filipinas manifestó a la prensa que su expectativa de esta visita era sobre todo “aprender del sistema de salud universal que ustedes tienen, y el acceso que han sido capaces de desarrollar para toda la población, porque nuestro sueño en Filipinas es alcanzar un servicio de salud universal que en estos momentos no tenemos”.

En este sentido, citó el ejemplo de que “la tasa de mortalidad infantil de Filipinas es la que tenía Cuba hace 40 años, es decir 24 por cada mil nacidos vivos.

 

Sobre la colaboración médica internacional expresó que el sistema de cooperación cubano había sido beneficioso no solo para esta nación, a la cual le ha permitido desarrollar un sistema de salud más fuerte, sino para los países que recibieron los servicios médicos. “Nosotros esperamos que también Filipinas tenga la oportunidad de beneficiarse de esta cooperación médica y que tengamos un despliegue de los profesionales de la salud cubanos en nuestro territorio”, observó.

 

En la jornada de ayer, la delegación visitó también el policlínico 19 de abril, ubicado en el capitalino municipio de Plaza de la Revolución, uno de los centros de atención primaria de salud.

 

Allí, la doctora Caridad Pérez Charbonier, funcionaria del Departamento de Atención Primaria de Salud del Ministerio de Salud Pública, intercambió respecto a los antecedentes y principios que rigen el sistema de salud nacional, así como las etapas y estructura del mismo. Enfatizó, sobre todo, en el programa del médico y la enfermera de la familia surgido en 1984.
Autor: Lauren Céspedes Hernández | Esta dirección de correo electrónico está protegida contra spambots. Usted necesita tener Javascript activado para poder verla.

Videos


Variados