Jaruco

Finca Productiva Turística Marverde-Marrero: un sueño en 50 hectáreas.

Visitas: 7

En predios de la otrora Empresa Guaicanamar, cercano a la micropresa Mar Verde, Iliazette Marrero Romo y Yankiel Marrero Téllez, padre e hijo, trabajan por hacer realidad el sueño de antaño, de tener una Finca Productiva Turística.

Concretar el anhelo, es bien duro, cuando a diario deben sobreponerse a las limitaciones de recursos para desbrozar el marabú y los matorrales, en los irregulares terrenos.

IMR: “He estado delimitando todo el perímetro e incursionando en la cría de cabras, ovejas y cerdos de capa oscura, con la idea de utilizar esta red de cría natural para ofrecer a los turistas. Hasta ahora, he progresado significativamente y actualmente estoy concentrado en la recuperación de la micropresa, la reforestación, la limpieza y preservación de los bosques.

Busco mejorar el suelo con abono y compost natural, recuperando terrenos para sembrar plantas frutales, forestales y aumentar la producción de caña de azúcar.”

P: ¿Qué porción de tierra tiene dedicada al cultivo de la caña?

IMR: “En este momento, estoy dedicando 14,8 hectáreas. Debería estar sembrando al menos seis hectáreas adicionales, ya que otra área se destinará a hortalizas para completar el organopónico, que requiere cuarenta canteros de cien metros de largo”.

El proyecto de la Finca Marverde-Marrero está sustentado en los principios de agroecología tratando de desarrollarla desde la sostenibilidad de sus producciones, en una economía circular.

IMR: “Dentro de la misma finca, se establecerá un centro de elaboración donde pueda aprovechar todo lo que no es apto para consumo humano, utilizándolo como alimento para los animales y para producir compost para enriquecer la tierra”.

En cada jornada, el entorno continúa transformándose en armonía con la naturaleza.

IMR: “Comenzando ahora a conformar la ruta de la caña y del guarapo, que es donde se ha avanzado más. Se ha trabajado en la parte del rancho, algunas entradas del área y en la construcción de cercas de piedra”.

El proyecto familiar de la Finca Productiva Turística está diseñado por etapas y su culminación puede extenderse por un período de cuatro lustros, por la envergadura de los trabajos, aseguró Iliazette Marrero Romo.

IMR: “Es necesario avanzar por etapas. Falta completar la construcción del mirador del restaurante, parte de las instalaciones para la pesca, y las cabañas que estarán cerca de la presa. Hasta ahora, hemos completado no más de ocho a diez casas rústicas, pero con condiciones de climatización y un enfoque fundamental en utilizar energía renovable. Además, se contempla el diseño de algunas cabañas que se integrarán de manera armoniosa en el entorno natural para promover la convivencia”.

En un poco más de 50 hectáreas entregadas en usufructo, Iliazette Marrero Romo y Yankiel Marrero Téllez, materializan el sueño de la Finca Productiva Turística Marverde-Marrero, cuyos resultados van a contribuir al progreso de la Cooperativa Rómulo Padrón, al del Concejo Popular Tumba Cuatro y Jaruco.

Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

RSS
Facebook
Twitter
YouTube
Telegram